Webcams erótica el gran negocio del morbo

30.4.2017 | 11:02

La profesión más antigua de la historia.

Todos sabemos que la prostitución es el trabajo más antiguo del mundo, desde que la sociedad existe, las mujeres venden sus cuerpos para obtener beneficios, esto las hace sentirse deseadas y mejorar exponencialmente su vida personal. No hay mujer que no fantasee con trabajar en un burdel, aunque no lo confiesen todas se mojan al saberse deseada por muchos hombres y el pensar en que muchas pollas se levantan al verlas desnudas, las vuelve locas, sino fuese por la presión social todas estarían dispuestas a ser tomadas por varios hombres en una noche.

La tecnología mejoró todo en las webcams eróticas

Una de las primeras páginas de webcams eróticas que comenzó fue www.cam2cam.es, ellos te ofrecen el mejor porno con webcam en vivo con auténticas bellezas amateur conectadas al videochat. Con los nuevos tiempos, no es de extrañar que se usara la tecnología para mejorar las relaciones sexuales entre las personas. Si tenemos por un lado un grupo de machos ansiosos por apreciar la belleza femenina y por el otro todas las nenas con cuerpos sensuales que les fascina ser deseadas, era de esperar que se usaran los avances tecnológicos para conectar a esos dos grupos. Por un módico precio, puedes descargar todo tu morbo mirando a una princesa con cuerpo escultural, ellas ganan dinero por mostrar su belleza y les subes el autoestima al sentirse deseadas y tu te conviertes en un amo poderoso que controla a una puta a su antojo.

Lo que verás aquí no lo verás en otro lado

El gran negocio del morbo se debe a las mujeres tímidas e insípidas, que no satisfacen a sus parejas mostrándole todo lo que quieren. Ahora gracias a una webcam erótica, podrás tener a la chica de tus sueños, sumisa y obediente, capaz de mostrarte todo lo que nunca has visto de una dama. Piensa en lo afortunado que eres al vivir en esta época, donde con tan solo unos clics y un poco de dinero, te harán elevar a nuevos niveles de placer.

Sin categoría

Comments are closed

Llamadas eróticas la mejor forma de subir la autoestima

28.4.2017 | 11:01

Seguramente has escuchado que a las mujeres les atrae un hombre fuerte y seguro de sí mismo, con las líneas calientes de sexywebcam tendrás la oportunidad de conversar todo el tiempo que quieras con mujeres expertas en el sexo y el amor, esto te hará confiar en ti mismo reforzando tus habilidades comunicativas, que serán de mucha utilidad a la hora de ligar con nuevas chicas e incluso mejorará tu relación de pareja, ya que sabrás expresarte y despertar pasiones en tu mujer.

Mata el aburrimiento haciendo llamadas eróticas a nuestras chicas

LLamadas eróticas calientes

Si estás solo en tu casa y tienes poco dinero para salir con tus amigos, la solución perfecta es contactar con las líneas calientes que te ofrecemos, verás como el tiempo pasa volando y al día siguiente te sentirás más animado, reflexionando sobre la conversación que tuviste con nuestras chicas. Te aseguramos que será más divertido, relajante y positivo que ver la televisión, navegar en internet o jugar en la consola, y en muchas ocasiones es más emocionante que conversar con tu pareja, esa sensación de infidelidad y misterio, hace que mucho de nuestros clientes nos llamen tan a menudo. Sin embargo debes estar seguro de que llamar a nuestras nenas no tiene nada que ver con la infidelidad, es algo tan trivial, como cuando tu pareja mira una novela del protagonista que les parece lindo.

Lláma y te entregaremos nuevas y emocionantes fantasías eróticas

Descubre todo un mundo nuevo al conversar en nuestras líneas calientes, quizás creas que tus fantasías son excitante, pero descubrirás todo un mundo nuevo al hablar con nuestras expertas putas, son todas unas expertas en la cama, con una larga lista de machos en su haber. Además nos aseguramos de que no hables con mujeres poco atractivas, tenemos altos criterios de selección y sabemos que si hay tantas nenitas jóvenes y fogosas que necesitan algo de dinero, para qué perder tiempo contratando a señoras poco agraciadas, muchos de nuestros clientes terminan conociendo a nuestras trabajadoras, así que nos aseguramos de que no te decepcionarás al verlas.

Sin categoría

Comments are closed

Cómo guardar los números para tener sexo y que no te pillen

11.4.2017 | 14:24

Vamos a imaginar una particular situación: hemos salido de fiesta y hemos conocido a una chica que nos ha puesto a tono desde el primer momento… pero no hemos tenido la suerte de conseguir algo con ella. Se nota que le atraemos, pero que necesitaremos de más sesiones para conseguir algo.

Ahora bien, no vemos a esas chicas como para tener una relación duradera, si no más bien para tener sexo por un rato y olvidarnos.

Nos dan nuestro número de teléfono… pero, claro, no los podemos guardar en la agenda del teléfono porque, si tenemos pareja, pronto se dará cuenta de que algo no cuadra.

A continuación, te vamos a dar algunos consejos para que sepas lo que hacer:

  • Simular contacto: Este siempre es un buen truco, aunque no es infalible. El objetivo es crear un contacto falso; añadimos el número de la agenda al teléfono e introducimos el nombre de contacto. Puedes elegir un nombre que conozca tu pareja, pero con el que muy raramente habléis. De esta manera, si hace revisión de la agenda, no va a encontrar nada que sea raro, por lo que estaremos más a salvo.
  • Apps especiales: Existen apps especiales que han sido diseñadas para darles este uso exacto; enmascaran a diferentes contactos, haciendo que sean invisibles para quien no sepa lo que busca. Este truco está bien… hasta que él o ella se conoce los nombres de las aplicaciones.
  • Otro teléfono: Todo un clásico, pero lo cierto es que sigue funcionando muy bien. En este caso lo que hacemos es conseguirnos otro teléfono móvil, con otra tarjeta SIM, y podremos recibir todas las llamadas sin temor.

Con esos tips evitarás muchos problemas.

 

 

Sin categoría

Comments are closed

¿Cibersexo para mejorar las relaciones de pareja?

11.4.2017 | 14:24

Seguro que ves los servicios  de webcam girls como una práctica completamente prohibida para tu relación de pareja; de hecho, si tu conyugue se entera de que estás haciendo este tipo de práctica, lo más probable es que tengas un problema más que importante, por no mencionar que existe la posibilidad de la relación se acabe.

Sin embargo, el cibersexo, enfocado de otra manera, puede suponer una buena manera de mejorar nuestras relaciones de pareja. Podemos hacer cibersexo con nuestras parejas, consiguiendo una experiencia muy interesante.

¿Cómo usar las cámaras eróticas para mejorar nuestras relaciones más íntimas?

 

A medida que estamos más tiempo con una persona, llegamos a un punto en el que nos aburrimos de hacer siempre lo mismo; en otras palabras: necesitamos innovar. Cuando acudimos a un psicólogo para que nos dé algún consejo, lo primero que descubriremos es que prácticamente vale cualquier cosa que se considere diferente a lo tradicional.

Por ejemplo, podemos poner una cámara en el trabajo, y aprovechar un descanso para ponérsela a nuestra pareja. A partir de la misma podemos hacer lo que se nos antoje; por ejemplo, podemos hacer un strip muy sexual acompañado de un bailecito erótico, podemos masturbarnos, o simplemente decir guarradas.

Digamos que se pueden entender como una especie de preliminares; caldearemos la situación para que nuestra pareja nos tenga ganas. Sin embargo, en ese momento no nos va a poder tocar, por lo que se tendrá que aguantar hasta la próxima vez que nos pueda llegar a ver. En el momento en el que nos encontremos, la pasión estará a flor de piel.

Si preparas correctamente la situación, si te concentras en todos aquellos detalles importantes, te aseguramos que vas a disfrutar de una experiencia sin ningún tipo de precedente.

Prueba el cibersexo y nos cuentas.

Sin categoría

Comments are closed

Artículos más utilizados en sado

30.3.2017 | 10:44

 

El sado es uno de los juegos eróticos que más malas miradas provocan, sin embargo, te sorprendería conocer el porcentaje de personas que lo realizan en la actualidad, y en aumento. Tratar de huir de la rutina es una de las motivaciones que pueden llevarte a probarlo pero, ¿quién toma parte de este “juego”? Pues básicamente el sado es un juego de dos, alguien al que le excita humillar o maltratar (siempre dentro de unos límites) y otro alguien al que le gusta que le maltraten o le vejen.

 

Hoy en día se ha puesto más de moda y seguro que has visto, leído o escuchado sobre el gracias a la saga de libros y ahora películas 50 Sombras de Grey, en ella, a pesar de no mostrarte la parte más dura de estas prácticas (al menos en la película) sí que da una pequeña muestra de lo que es el sado.

 

A partir de ahí se engloban y bajo el termino sado se engloban un gran número de prácticas como pueden ser el peeging, spanking, bondage, la sodomia y femenización, para los cuales harán falta ciertos complementos o artículos como los siguientes juguetes sexuales:

 

  • Máscaras. Las hay de varios modelos a elegir, para castigador y castigado, con mordazas, bombas de succión, e infinidad de complementos. Lo más normal es que sean de látex, que viene a ser el material más utilizado para el sadomasoquismo.
  • Cadenas, esposas, ataduras para las muñecas. Por supuesto, no hay práctica de dominación que se precie que no necesite de al menos una persona inmovilizada a la espera de recibir su castigo, ahí entran una parte fundamental, los elementos de inmovilización ya sean solo de muñecas, pies, o cuerpo completo.
  • Látigos o fustas. Dispones de una amplísima variedad de modelos para elegir. Fundamentales para realizar el castigo más básico por parte de “dominatrix”.
  • Pinzas especiales para pezones. Aunque te resulte difícil de comprender, la estimulación de este tipo de pinzas puede resultar muy placentera. También está disponible en varios modelos o materiales y pueden ser usados para las otras zonas como los testículos, pene o clítoris.
  • Lencería erótica o sado. Fundamental para ambientar y ponerse aún más en situación, sobre todo por parte del dominador, un buen atuendo de vinilo o látex para complementar tu estilo de dominación.

 

A parte de estos elementos hay otros muchos complementos que pueden entrar en el juego sado para tratar de encontrar el grado propio de placer, desde anillos para penes, arneses o cintas de inmovilización hasta una silla de inmovilización.

 

Pero recuerda, esta práctica siempre ha de contar con el consentimiento mutuo y siempre con el objetivo de buscar la excitación mediante esta fantasía sexual.

Sin categoría

Comments are closed

¿Cuáles son las zonas más erógenas de los hombres?

30.3.2017 | 10:44

En el cuerpo de un hombre se pueden encontrar algunos puntos especiales que les ayudan a llegar al placer de una forma diferente. Es divertido pensar en esto como si fuera un mapa en el que están esperando algunos puntos clave; si sabemos estimularlos de la forma adecuada, lograremos los mejores resultados.

Algunos de estos puntos ya los conocemos, no son ningún misterio, aunque si bien es cierto que hay algunos ocultos cuya estimulación puede ser mucho más divertido de lo que nos  parece.

Sigue leyendo para descubrirlos:
Labios: Los labios es una zona que debería ser estimulada si o si. No hace falta dar un beso, simplemente un roce con los labios, o un jugueteo puede ser más que suficiente para que se desaten pasiones.

Además, a los hombres les encanta los labios de las mujeres, por lo que saber elegir un color de labios adecuado, así como un buen brillo, puede poner a tono a cualquiera.

Orejas: Otro de los puntos clave son las orejas; simplemente con el hecho de pasar la lengua de una forma delicada, podemos conseguir un alto nivel de erotismo. Si ya susurramos alguna palabra o frase especial, conseguiremos que se derritan.

Pecho: El pecho también es una zona muy importante, ya que realmente lo único que nos separa de su pene. Tómate tu tiempo en la zona del pecho; aunque se pueda llegar a desesperar, te aseguramos que terminará valiendo la pena.

Testículos: Los testículos también es una zona clave que se debe de evaluar a la hora de tener relaciones sexuales. Un buen truco consiste en masturbar a un hombre con una mano, mientras que la otra toca sus testículos.

Con estas claves conseguiremos que llegue al orgasmo en lo que se considerará un tiempo récord.

 

 

Sin categoría

Comments are closed

Fetiches sexuales más habituales

30.3.2017 | 10:44

Si te interesan los deseos y fetiches más habituales que se dan en las personas, has llegado al lugar correcto. Lo primero que tenemos que saber es exactamente a lo que nos referimos con un fetiche; en realidad no es más que una manera de conseguir placer o una cierta excitación en base a una zona determinada de nuestro cuerpo; puede ser mediante un objeto, un material, o cualquier otra cosa que nos apasione.

Existen algunos fetiches que se dan de forma habitual en ciertas personas, y, según los expertos, se posicionan en una parte de su cerebro relacionándose de forma directa con el placer. Aunque si bien es cierto que no se sabe muy bien como funcionan, lo que sabemos es lo mucho que nos gusta.

Estos son los fetiches más habituales:

Pies: Aunque parece que esta zona no tiene nada de erógena, realmente no es así. Y es que en esta parte encontramos toda una serie de terminaciones nerviosas que, si se estimulan bien, pueden llegar a provocar placer.

Un masaje de pies es uno de los fetiches más habituales.

Cuero: El cuero también produce una determinada fascinación, más que nada por la perfecta adaptación que consigue al cuerpo en cuestión. Aquí podemos incluir todo tipo de artículos sexuales como puede ser una máscara, una correa, látigo, o cualquier otro tipo de artículo sexual relacionado.

Pelo: El pelo, como cabello, también es un fetiche sexual altamente popular. Genera una cierta fascinación, sobre todo el cabello de una mujer.

Si tienes alguno de estos fetiches, debes saber que son los más populares aunque, también existen toda una serie de fetiches extraños y extravagantes.

 

 

 

 

 

Sin categoría

Comments are closed

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información.